"Sueño que un día, en las rojas colinas de Georgia, los hijos de los antiguos esclavos y los hijos de los antiguos dueños de esclavos, se puedan sentar juntos a la mesa de la hermandad." "Tengo un sueño, un solo sueño, seguir soñando. Soñar con la libertad, soñar con la justicia, soñar con la igualdad y ojala ya no tuviera necesidad de soñarlas." Soñar a mis hijos, grandes, sanos, felices, volando con sus alas, sin olvidar nunca el nido. Soñar con el amor con amar y ser amado dando todo sin medirlo recibiendo todo sin pedirlo. Soñar con la paz en el mundo, en mi país... en mi mismo, y quién sabe cuál es más difícil de alcanzar. Soñar que mis cabellos que ralean y se blanquean no impidan que mi mente y mi corazón sigan jóvenes, y se animen a la aventura, sigan niños y conserven la capacidad de jugar. Soñar que tendré la fuerza, la voluntad y el coraje para ayudar a concretar mis sueños en lugar de pedir por milagros, que no merecería. Soñar que cuando llegue al final podré decir que viví soñando y que mi vida fue un sueño soñado en una larga y plácida noche de la eternidad.

Por último en su discurso pronunciado un día antes de su asesinato, el Dr. King dijo estas palabras que cambiaron el rumbo de esta nación:

"Tuve un sueño en el cual mis cuatro pequeños hijos vivían en una nación donde no eran juzgados por el color de su piel, sino por el contenido de su persona."


Este tema corresponde a la autoría de mi gran hermano y amigo.


Rev. Mauricio Chacón
Pastor: Iglesia Fuente de Esperanza
Hispanic Ministries of Memorial Drive Presbyterian Church
11612 Memorial Drive
Houston, TX 77024
EE.UU.



                        


© Brisa Diseños - Copyright, Enero 2012