Enamorada estoy


Todos estamos enamorados, aunque nunca lo digamos... Yo estoy enamorada de todas las cosas de la vida, del aire que respiro, del sol que me ilumina. Enamorada estoy de lo que toco, de la risa, de la alegría que tenemos cada día... ¡Ay, que bello... es, estar enamorada! Enamorada del sueño, del despertar, de la salud que tengo... de mi casa, del calor de mi familia, de todo lo que hay en mi hogar. Yo estoy enamorada de recibir bendiciones del Señor, de mis buenos amigos y amigas... ¿Sí, y por qué no? ¡Enamorada estoy, hasta del dolor! Sí, porque el me ha enseñado a disfrutar cada momento de mi vida... Sintiendo dolor, he podido apreciar el valor de las cosas que pasan por nuestro camino. Enamorada y convencida, que debemos vivir con dignidad, sin mentiras, sin envidia... Porque para estar enamorada cómo yo, se necesita tener el alma limpia. ¡Sí, mi Señor! Tú me enseñaste lo que era el amor de éste paraíso, que nos distes con tanto amor... ¡Por eso yo, enamorada de ti estoy... Señor! ¡Enamorada, sí... Enamorada, estoy! Autora: Evalyna


                         



Adaptación: © Brisa Diseños - Marzo 2011