¡Maestro: A tu puerta llamo desde este destierro triste, sin patria pero sin amo como tú lo predijiste! Por la ventana entreabierta miro a un cielo que no es mio y a una rama que está yerta, agostada por el frío. ··································· Pienso en la tierra lejana, tropical y luminosa. Pienso en la patria cubana, de todas "La más hermosa". Pienso en lo azul de aquel cielo que fascinara a Colón; en lo verde de aquel suelo que no tiene parangón. ··································· En lo blanco de una arena deslumbrante, fina, suave, donde la playa serena acoge a la inquieta nave. En lo rojo que está el pecho del patriota asesinado; y en lo negro que es el lecho del tirano desvelado. ··································· Miro a la palma real, a la ceiba majestuosa, al rico cañaveral, la fruta dulce y pulposa. El límpido y manso río, la guardarraya precisa, la presencia del bohío y la manigua mambisa. ··································· Oigo al sinsonte cantar cuando se apaga el ciclón y en los bongóes vibrar, ritmos de rumba y de son. Oigo hablar en castellano y gritar sin cortapisas; bailar en afrocubano y conversar entre risas. ··································· Cierro los ojos y siento este inconfundible aroma de la campiña, del viento, de la lluvia y de la loma. Viene y va, tiembla y se esfuma como la luz de un quinqué; huele a sal, a mar, a espuma, a tabaco y a café. ··································· Muerdo una caña jugosa, llena el guarapo mi boca; se abre una guayaba hermosa cuando mi mano la toca. Mi piel sedienta se sacia de luz, calor y paisaje... Vuela el alma entera, hacia el definitivo viaje. ··································· Allá una palma me espera, y me espera el Damují... Yo quiero cuando me muera, volver a donde nací. ¡No me entierren bajo hielo, donde la muerte es más fría.. Entiérrenme allá en mi suelo, entiérrenme en tierra mía! ··································· ¡Más que importa si yo muero, si mi patria resucita... Sea Cuba Libre primero... Cuba, por siempre bendita!
Autor: Desconocido


                     




© Brisa Diseños - Copyright, Octubre 2011